Grin

La empresa que gestiona este servicio ha apostado por Montevideo, ciudad que dispone de más de 30 km de ciclovías y bicisendas.

 

Grin ha llegado a Uruguay.

 

Esta empresa latinoamericana de monopatines eléctricos de uso compartido ha hecho una apuesta fuerte:

 

Que diferentes usuarios estén conectados al realizar recorridos cortos, buscando con ello disminuir la dependencia que se tiene del automóvil.

 

La primera fase de este proyecto se inició esta misma semana en Montevideo buscando ofrecer una alternativa de transporte que sea “diferente, conveniente, fácil, limpia y divertida”.

 

La compañía cuenta con una oferta de valor destinada no únicamente a su usuario sino también a las urbes donde está presente y esto se realiza a través de las “Estaciones Grin” y también a través de los recursos destinados a organizar los monopatines en la ciudad.

 

Estación Grin

 

La “Estación Grin” es el lugar donde el usuario del monopatín debe dejarlo tras haber hecho uso de él.

 

En su lanzamiento de este servicio, esta empresa ya dispone de 300 estaciones desde donde podrá retirarse y dejarse el monopatín.

 

El Country Manager de Grin Uruguay, Martin Larre, ha declarado que “queremos mejorar la movilidad de Montevideo y hacerlo ordenadamente trabajando de la mano con la comunidad y las autoridades locales.»

 

«Nuestra visión es la de colaborar en que las ciudades puedan ser cada vez más sustentables”.

 

App Grin

 

Si queremos utilizar el servicio, deberemos descargarnos la aplicación “GRIN” del Apple Store (para teléfonos iOS) o de Google Play (para teléfonos Android).

 

Si nos bajamos la aplicación, podemos contar como usuarios con un primer viaje gratis.

 

Esta firma apuesta por aquellas comunidades en las que interviene y busca siempre formar para de ellas, por este motivo cree que en Montevideo, que cuenta con más de 30 kilómetros de ciclovías y bicisendas, sus usuarios manifestarán un gran compromiso con la movilidad sostenible y el orden en el espacio público.

 

Grin nació en 2018 como un proyecto de emprendimiento que ofrece a los que viven en las ciudades una forma alternativa de desplazamiento que proporciona el disfrute del entorno y la fácil conexión con otros medios de transporte.

 

Alianza con Rappi

 

Tanto Grin como Rappi* son dos de los emprendimientos tecnológicos que han crecido de forma más rápida en Latinoamérica y han puesto en marcha un acuerdo estratégico que fue anunciado hace unas semanas.

 

Con esta alianza de ambas empresas, los usuarios podrán desbloquear y utilizar los monopatines a través de Grin, pero también a través de Rappi.

 

Asimismo, la relación de Rappi con comercios regulados permitirá el orden en el espacio público a través de las “Estaciones Grin” e impulsará la vida de barrio en términos sociales y económicos.

 

Sergio Romo, CEO de Grin, ha declarado que “nuestra experiencia en otras ciudades latinoamericanas muestra que 90% de nuestros viajes terminan en una “Estación Grin”. “La alianza con Rappi nos permite implementar esta metodología en todos los países y mantener libre y ordenado el espacio público para el disfrute de los peatones”.

 

Por otro lado, el CEO de Rappi, Simón Borrero, explica que ambas empresas han nacido con la intención de hacer ciudades más eficientes, cuidar el medio ambiente y mejorar la calidad de vida de los ciudadanos.

 

Añadiendo que “un monopatín de Grin te permite hacer el primer o último trayecto de esa reunión, almuerzo o cita de trabajo que está relativamente cerca, pero que te tomaría mucho tiempo en auto”.

 

*Compañía multinacional colombiana de comercio electrónico fundada en 2015 con sede en Bogotá.

La aplicación permite realizar pedidos al supermercado, de comida, medicamentos a la farmacia, pero también enviar dinero en efectivo a alguien o que un corredor retire efectivo de nuestra cuenta en un cajero y hacernos entrega de éste.

 

Pueden incluso pasearnos al perro.

 

Fuente: LR21